viernes, 20 de noviembre de 2009

Lo peor de mi...

Es un titulo un poco llamativo, pero es que hoy han conseguido sacar...lo peor de mi.
Bueno, es una forma de hablar, porque cosas malas hay muchas, y quiero creer que buenas también.
El trabajo a veces nos pone en situaciones límite de estres, en mi caso, muchas veces, poruqe es mas, como me lo tomo, que como realmente debe de ser, poruqe la verdad, desde fuera, cuando analizas una situación, ves que la solución es muy facil, pero cuando estas inmerso en ella, eh amigo!, eso es otro cantar...
Mira que la situación es... ahora lo pienso, y es estupida!, y mas estupido me he sentido yo, cuando me he dado cuenta, de que me había equivocado...
Estaba en una situación durante todo el día tensa, por diversos problemas con respecto al trabajo, a como se estaba llevando a cabo, y dejaba todo mucho que desear, el problema, es que cuando aparecí en otro centro de trabajo, un compañero bastante mayor que yo, me comenzo a vacilar con respecto a un tema. Decia que le habia dicho a tal persona (no de mi empresa), que yo no iba porque sabia que el estaba allí, y yo estaba tan inmerso en que todo iba mal, que ya desde un principio dije..., esto es lo último, hasta mis compañeros me la estan dando por la espalda, y encima tiene la desfachatez de decirmelo a la cara y tan feliz!, me había metido en un lío!, y me salió un "No me toques los cojones", muy rotundo.
Cual fue su respuesta..."anda y vete por ahí, conmigo, lo justo, el trabajo", y se fue maldiciendo.
Yo asombrado, fui luego ha hablar con el tras cinco minutos, lo primero a pedirle disculpas por mi modo de dirigirme a él, y luego a pedirle explicaciones.
Pero ya no habia forma de hablar con el, "que me fuera, que me fuera", decia, y despues de intentarlo de varios modos, conseguí decirle, que ¿como habia podido hacerme eso?, a lo que el me respondió..."era una broma"...
Me quede...mudo, me sentí ...un gilipollas enorme...me lo habia dicho de broma, y yo, con esa tensión y ese estres, no pude darme cuenta que me estaba bromeando!
Le pedí disculpas, y el no me las acepto, y dice que nada, que de aqui en adelante, lo justo...
Me equivoque, y me siento un verdadero capullo, que ademas nunca se altera apenas con cosas mucho mas gordas, y con esto, voy y meto la pata y bien metida.
No recuerdo la ultima vez que yo le habia hablado de esa forma a una persona, y aunque fueran pocas las palabras, fue el modo de decirlas, sentencié.
Ahora me imagino, a mi bromeandole a alguien, de buenas maneras, y que me digan lo que yo dije en ese momento, y de esa forma..., hubiera reaccionado igual que el, o peor...
Yo he intentado explicarle, que se pusiera en mi lugar, que tenia razón, que me habia equivocado, pero dice que "no es de esas personas que perdonan", y yo que aunque diga que no, me importa y mucho lo que los demas piensen de mi(a ver cuando se me pasa esto!), pues que no me de el perdón, me duele, me hace sentir mal.
Solo espero, que en los proximos días todo vuelva a la "normalidad", intentaré mostrar que me importa de verdad lo ocurrido, y a ver que pasa.
Bueno, al final, nos pusimos ha hablar de trabajo otra vez, y hablamos normal, como sino hubiera pasado nada, pero ambos sabiamos que no era así.
Bueno, que despues de muchiiiisimo tiempo, me he visto en una situación que desesperaba, y reaccioné de la peor forma, ya se que hay cosas peores, pero yo, es como lo siento.
Lo peor de mi, está dentro de mí...

No hay comentarios: